Córdoba impulsa el uso de energía solar térmica

Un proyecto alentado por el oficialismo promueve la incorporación de colectores de baja temperatura en edificios públicos y privados no residenciales.

Los centros de atención de la salud, las escuelas y las oficinas, entre otros edificios públicos, deberán incorporar “calefones solares” para cubrir al menos el 50% del aporte energético necesario para calentar el agua que emplean en sanitarios y cocinas.

Así se desprende de un anteproyecto de ley que ingresará a la Legislatura para fomentar el uso de la energía solar térmica (EST). Según la propuesta elaborada en el marco del Consejo Asesor de Políticas Energéticas de Córdoba (Capec), el Estado provincial deberá adoptar esta tecnología en el caso de las nuevas construcciones, con lo cual queda exceptuada la infraestructura habilitada antes de la sanción de la norma.

El Estado también tendrá que instalar colectores solares en las viviendas de los planes habitacionales provinciales, para satisfacer al menos el 50% del mencionado aporte energético.

El proyecto de ley es uno de los tres vinculados a las energías renovables anunciados por el gobernador Juan Schiaretti, el jueves pasados, durante la apertura del periodo de sesiones legislativas del corriente año.

“Las construcciones nuevas del sector público provincial con demanda de Agua Caliente Sanitaria (ACS), en particular los inmuebles destinados a centros de atención de la salud, centros deportivos y/o de esparcimiento, residenciales para la tercera edad y establecimientos educacionales, deberán proyectarse y construirse considerando, con al menos el cincuenta por ciento (50%) del aporte energético para calentamiento de agua, proveniente de sistemas de aprovechamiento de energía solar térmica de baja temperatura”, dice el anteproyecto.

Edificios privados

De acuerdo al borrador, la obligación de adoptar sistemas de energía solar térmica también alcanzará al ámbito privado no residencial. En concreto, las nuevas edificaciones deberán proyectarse y construirse con colectores solares que aporten, al menos, el 50% del calentamiento del agua de sanitarios y cocinas.

Esto regirá para hoteles, complejos turísticos y cabañas; clubes deportivos, gimnasios y escuelas deportivas; clínicas de estéticas y salones de spa; hospitales, residencias de ancianos y hogares de día; y lavanderías comerciales e industriales.

La reglamentación podrá determinar excepciones en función de volumen de consumo de agua, superficie disponible para la instalación de captadores, horas de sombra o de la utilización de otros fuentes de generación de energía. Como también establecer la reducción de los porcentajes de aporte energético de origen solar térmico.

Incentivos

El plan contempla beneficios fiscales para promover la fabricación, comercialización e instalación de sistemas de energía solar térmica, y el lanzamiento de líneas de crédito a través del Banco de Córdoba para la compra e instalación de equipos Los detalles del apoyo estatal se terminarán de definir con la reglamentación de la norma.

A su vez, los usuarios domiciliarios que incorporen sistemas de energía solar térmica, en las proporciones mencionadas, gozarán de beneficios fiscales, también a determinar con la reglamentación

Registro de instaladores

La Provincia creará un registro de instaladores de sistemas ETS de baja temperatura. Será requisito para acceder a créditos y beneficios fiscales previstos en el programa, que la colocación y puesta en funcionamiento de los equipos sea realizada por instaladores registrados.

Piletas, a partir del sexto mes

Las nuevas piscinas climatizadas o de aquellas existentes que se reconviertan en climatizadas tendrán cubrir el 50 por ciento de las necesidades energéticas con ETS, a partir del sexto mes de entrada en vigor de la reglamentación.

 

 

 

 

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *